Bicicleta electrica Avila

Ávila es una de las ciudades más conocidas de España por su preciosa y bien conservada muralla, además de por su majestuosa Catedral. Pero además de estos dos atractivos turísticos, Ávila cuenta con un gran patrimonio histórico y un encanto especial.

Conocer Ávila en bicicleta eléctrica es una muy buena posibilidad. Ahora te dejamos una guía de los puntos más principales para que conozcas Ávila sin bajarte de la bici.

 

La Muralla de Ávila

Evidentemente, hablar de Ávila y no dejar un apartado especial para su muralla, no se puede permitir. Por tanto, aquí están algunos datos de esta muralla. Su época es la medieval y cuenta con un perímetro de 2516 metros. Está hecha sobre roca, y la muralla es de mampostería granítica, con piedra y mortero de cal también, por lo que es una fuerte muralla. A lo largo del tiempo ha sido restaurada y reparada pero su belleza y el fabuloso estado de conservación que tiene es tan impresionante que en el año 1982 todo el casco histórico fue declarado como Bien de Interés Cultural. Tres años más tarde, en 1985 le fue concedida a Ávila el título de Patrimonio Cultural Mundial.

 

La Catedral de Ávila

Este majestuoso edificio se construye primeramente como un templo y fortaleza. Es de estilo gótico y se considera como la primera catedral de España de este estilo. Fue levantada durante varios siglos en distintas fases, comenzando por el año 1172 y terminando sobre el año 1547 con varias obras en su interior: el Coro y el Altar de San Segundo. Esta Catedral es Monumento Nacional desde el año 1949.

 

ruta cultural en bicicleta

Aparte de estos dos atractivos turísticos, Ávila está llena de otros tantos que son también Monumento de Patrimonio Mundial y que no se puede dejar de visitar si se va de turismo allí. Por ejemplo, la Basílica de San Vicente, en la zona de extramuros, el Real Monasterio de Santo Tomás, el Monasterio de la Encarnación o el Palacio de los Superunda, entre otros. Tan solo hay que atravesar la muralla de Ávila y empezar a caminar entre sus callejuelas que enseguida comienzas a ver unos y otros, todo un espectáculo de historia.

Gran parte de estos monumentos, iglesias y palacios se pueden visitar con la tarjeta visitÁvila que se puede adquirir en el centro de recepción de visitantes.

Ávila además ha sido cuna y ciudad para grandes personajes ilustres de la historia como Teresa de Jesús, Isabel de Castilla, Alonso de Madrigal, San Juan de la Cruz o, más recientemente, Adolfo Suárez.

Ávila cuenta con una rica gastronomía donde la carne de vacuno y los guisos con cangrejos son muy conocidos. El chuletón de Ávila es uno de los que sobresalen en las diferentes cartas que puedes encontrar en cada restaurante de la ciudad. En cuanto a los postres, las famosas yemas de Santa Teresa son el postre a destacar.

Pero si además eres fan de la naturaleza, en Ávila vas a encontrar diferentes rutas para realizar. Una de las más conocidas es la ruta de los Bosques Mágicos del Valle de Iruelas, que se puede realizar perfectamente en un ciclo eléctrico. Tiene un recurrido de unos 94 kilómetros.  Pero hay muchas más que te están esperando para que puedas realizarlas.

Como ves, Ávila es toda una ciudad llena de personajes históricos, de mucha vida comercial, de paisajes excelentes que permiten paseos, rutas a caballo, turismo en bici eléctrica… y como no, unos ricos platos de su gastronomía para reponer fuerzas después de las visitas a los diferentes atractivos de la ciudad y fuera de ella.

No lo pienses más y acércate hasta Ávila para conocer más de cerca su gente y sus costumbres, además de su encanto y majestuosidad dentro de la muralla.